sábado, 2 de enero de 2016

Un árbol con mucha agua.

El Baobab: uno de los árboles más maravillosos del mundo.
Muchas personas coincidiríamos si nos preguntaran cuál es el árbol más maravilloso del planeta. Responderíamos sin dudar: el baobab. Y si bien no valen los absolutos y existen gustos como gentes hay, pocos dudarían en reconocer que esta planta nativa de Madagascar, África y Australia, es uno de los árboles más impresionantes con que cuenta nuestro planeta.
Baobab

El género del baobab es el Adansonia y se le conoce también por boab, árbol botella y pan del mono. Alcanzan un tamaño de 5 a 30 metros y su tronco sobrepasa los 3 metros.

Una propiedad que lo distingue es que estos últimos tienen capacidad para almacenar 120 mil litros de agua. El tronco de los baobabs es tan grande que muchas veces se le emplea como graneros, bares, entre otros usos.

Al baobab se le conoce también como árbol de la vida, y con razón: provee de refugio, agua y alimentos a los habitantes de las zonas en que crece. Su corteza, similar al corcho, es muy resistente y se le emplea para fabricar tejidos y cuerdas.

Su fruto es comestible, se llama pan del mono, rico especialmente en vitamina C y con un contenido de calcio mayor que el de la leche de vaca. Los nativos emplean sus hojas como condimentos culinarios, como verduras y para hacer decocciones medicinales.

La mayor parte del año este árbol se mantiene sin hojas, de forma tal que pareciera que sus raíces se elevan hacia el cielo. Muchos son muy viejos. Aunque es difícil verificar sus edades pues no poseen anillos como el resto de los árboles, los estudios de datación con carbono han indicado que algunos tienen más de 2000 años de antigüedad.


Baobab en Gambia.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...