martes, 24 de noviembre de 2015

El saco de dormir más calentito.

El artista japones Eiko Ishizawa se inspiró, para hacer este trabajo, en la historia acontecida en 2006, cuando un oso paso de la zona de los alpes a la zona de Baviera. Este oso fue calificado como un problema para la población de los alrededores y se discutió entre matarlo o dejarlo con vida. Finalmente fue cazado.



La verdad es que debe de ser muy calentito para dormir y además seguro que nadie te molesta mientras hechas la siesta por temor a tus garras y colmillos..




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...